Capítulo 5 - Cableado para la aplicación

 

 

Objetivos: En este capítulo aprenderá:

Cómo determinar el uso del cable de cobre, de fibra óptica o de la red inalámbrica

El diseĖo en planta externa

El diseĖo de redes en planta interna

El diseĖo de fibra hasta el hogar

 

Tipos de proyectos

El trabajo del diseĖador es comprender no solo la tecnología del cableado de telecomunicaciones, sino también la tecnología de las telecomunicaciones, así como mantenerse actualizado con los últimos avances tanto sobre tecnología como sobre las aplicaciones de ambos.

 

Ahora la gente quiere estar conectada de manera móvil. Casi todo el mundo utiliza una computadora portátil, con excepción de los ingenieros o diseĖadores gráficos en sus oficinas, y la mayoría de ellos también tiene una computadora portátil como una segunda computadora para llevar, como todo el mundo, a reuniones donde la gente llega con sus propias computadoras y se conecta al WiFi. ņCuándo fue la última vez que concurrió a una reunión en la que se debía conectar con cable?

           

Además de las computadoras portátiles con WiFi, la gente utiliza los celulares Blackberries y los iPhones para las comunicaciones inalámbricas. La mayoría de los nuevos dispositivos, como el iPhone o el iPad permiten navegar en la web mediante una conexión de red móvil o WiFi. Algunos teléfonos celulares son dispositivos VoIP portátiles que se conectan mediante WiFi para realizar llamadas telefónicas. Si bien el WiFi ha sufrido problemas en su desarrollo y actualizaciones continuas, con la norma 802.11n ha pasado a ser más confiable y ofrece lo que parecería ser un ancho de banda adecuado para la mayoría de los usuarios.

             

El deseo de las personas de tener movilidad, junto con la expansión de los servicios conectados, parece llevar a un nuevo tipo de red corporativa. El cableado troncal (backbone) de fibra óptica con cobre que va a la computadora de escritorio, donde las personas desean tener conexiones directas y múltiples puntos de acceso inalámbricos, más común que en aĖos anteriores, para tener una cobertura completa y mantener una cantidad razonable de usuarios por punto de acceso es la nueva norma para las redes corporativas.

La mayoría de los sistemas de gestión de edificios utiliza un cableado de cobre privado para, por ejemplo, sistemas de control para HVAC (sistema de calefacción, ventilación y aire acondicionado) y sistemas de localización o altavoces. Los sistemas de entrada y monitoreo de seguridad, sin duda los sistemas de menor costo, aún dependen del cable coaxial de cobre, aunque las instalaciones de alta seguridad como las instalaciones militares y gubernamentales generalmente pagan el costo adicional por las características más seguras de la fibra.

 

DiseĖo del cableado para la aplicación

El diseĖo del cableado debe considerar, en primer lugar, las necesidades de la aplicación. ņQué lugares conectará el sistema de comunicaciones? ņQué tipo de comunicación utilizará el cableado? ņQué tipo de cable se necesita? ņEl trazado del cable es interno, externo o ambos?

 

Los diseĖos de cableado en planta externa (OSP) y en planta interna son muy diferentes, por lo tanto, los trataremos de forma separada.

 

ņCobre, fibra o red inalámbrica?

Aunque los análisis sobre qué sistema es mejor (cobre, fibra o red inalámbrica) han avivado los debates sobre cableado durante décadas, actualmente se está transformando en algo irrelevante. Es que, aparentemente, el mercado de la tecnología de la comunicación y del usuario final ya han adoptado las decisiones que generalmente dictan los medios de transmisión, y muchas redes ya combinan los tres sistemas. A los diseĖadores de las redes de cableado, especialmente de las redes de fibra óptica, y a sus clientes, actualmente les resulta relativamente fácil decidir qué tipo de medios de transmisión utilizar una vez que se ha elegido el sistema de comunicación.

 

Cableado de larga distancia y en planta externa (OSP)

Con excepción de Telco Systems, que aún utiliza cobre para la conexión final con el domicilio, prácticamente todos los cables del sistema telefónico son de fibra óptica. Las empresas de televisión por cable (CATV, por sus siglas en inglés) utilizan cable coaxial de alto rendimiento dentro de los domicilios, pero que se conecta a una cableado troncal de fibra óptica. La red troncal o backbone de Internet es completamente de fibra. La mayoría de los edificios comerciales en áreas muy pobladas tienen conexiones de fibra directas provenientes de proveedores de servicios de comunicaciones. Las ciudades utilizan fibra monomodo para las conexiones de los edificios municipales, cámaras de seguridad, semáforos y muchas veces tienen conexiones comerciales y residenciales, todo con fibra monomodo. Incluso las torres de telefonía celular en las autopistas y en edificios de altura generalmente tienen conexiones de fibra. Por lo general, solamente áreas remotas como África Central dependen de comunicaciones por satélite, dado que el tendido de cables a través de largas distancias es muy caro para la pequeĖa cantidad de tráfico que genera.

El diseĖo de aplicaciones de larga distancia o en planta externa generalmente implica la elección de un cableado con fibra monomodo por sobre todos los otros medios de transmisión. La mayoría de estos sistemas están diseĖados para ser utilizados a lo largo de distancias y en velocidades que excluyen todas las otras opciones. En los casos de edificios cercanos entre sí, como los edificios dentro del campus de una universidad o de un parque industrial, la fibra óptica multimodo puede utilizarse a un costo menor para los dispositivos electrónicos si la velocidad de la red es lo suficientemente lenta. En ocasiones, otras opciones pueden ser más efectivas en términos de costos. Por ejemplo, si dos edificios de una misma empresa están ubicados en lados opuestos de una autopista, una red inalámbrica radio óptica o con línea visual puede resultar más fácil de utilizar, dado que implican un menor costo de instalación y los permisos correspondientes son más fáciles de obtener.

Elección de la fibra y el cable

Existen muchas opciones en cuanto a la fibra y el cable para las aplicaciones de redes en planta externa (OSP). El tipo de fibra será determinado según la longitud del enlace y la velocidad de la transmisión. El tipo de cable será determinado según el ambiente en el cual se instala el cable.

 

Fibra

La elección de la fibra monomodo, sin embargo, puede depender de la aplicación. Diferentes tipos de fibra pueden resultar óptimas, dependiendo de la longitud del enlace, la longitud de onda de los transmisores, la velocidad de transmisión de datos y si se planifica la utilización de multiplexación por división de longitud de onda ligera (CWDM, por sus siglas en inglés) o multiplexación por división de longitud de onda densa (DWDM, por sus siglas en inglés).

 

Existen diferentes designaciones para describir distintos tipos de fibra monomodo, y esto suele generar confusión. La nomenclatura, por su parte, aporta a esta confusión, ya que la IEC (Comisión Electrotécnica Internacional), ITU (Unión Internacional de Telecomunicaciones) y la TIA (Asociación de la Industria de las Telecomunicaciones) tienen nombres diferentes para las mismas fibras. Afortunadamente, la nomenclatura de la ITU es la más utilizada, y la TIA está abandonando sus términos por los de la ITU.

 

A continuación se detallan las fibras monomodo comúnmente utilizadas en la actualidad.

 

 Descripción

 Tipo de fibra monomodo de la IEC

Espec. de la ITU

Espec. de la TIA

 Fibra monomodo estándar

 B1.1

 G.652

TIA 492CAAA / OS1

 Fibra con "pico de agua reducido" (LWP)

 B1.3

 G.652

TIA 492CAAB / OS2

 Fibra con dispersión desplazada (DSF)

 B2

 G.653

 

 Fibra con corte desplazado (CSF)

 B1.2

 G.654

 

 Fibra con dispersión desplazada no nula (NZ-DSF)

 B4

 G.655


TIA-492E000 / TIA-492EA00

Fibra de dispersión media

 

G.656

 

Fibra insensible a la curvatura

 

G .657

 

 

La fibra G.652 es el diseĖo más antiguo y todavía sigue siendo la fibra más utilizada. La mayoría la denomina "fibra monomodo estándar". Fue diseĖada para ser utilizada a 1310 nm, y tiene una longitud de onda de dispersión nula situada a 1310 nm, por lo cual también es denominada "fibra con dispersión desplazada no nula", a diferencia de las fibras que son optimizadas para su utilización a 1550 nm. Sin embargo, la fibra G.652 puede utilizarse a 1550 nm para distancias más cortas o en sistemas que emplean la técnica de compensación de dispersión. La fibra G.652 viene en diferentes variantes, según la atenuación del pico de agua a 1383 nm, que puede afectar su utilidad debido a la multiplexación por división de longitud de onda ligera (CWDM).

 

La fibra G.653 es optimizada para sistemas de larga distancia en los que se utilizan amplificadores de fibra dopada con erbio (EDFA, por sus siglas en inglés).

 

La fibra G.654 tiene un diámetro de campo modal (tamaĖo del núcleo) más grande para un rendimiento óptimo en la región de 1550 a 1600 nm (el tamaĖo del núcleo de la fibra monomodo puede variar de acuerdo con la longitud de onda) y altos niveles de potencia en sistemas con amplificadores para fibra.

 

La fibra G-655 es una fibra monomodo NZ-DSF (fibra con dispersión desplazada no nula) que aprovecha las características de dispersión que suprimen el crecimiento de la mezcla de cuatro ondas, un problema con los sistemas WDM (multiplexación por división de longitud de onda). Las fibras NZ-DSF soportan seĖales de alta potencia y distancias más largas, así como canales DWDM (WDM densa) muy próximos entre sí a velocidades de 10 Gb / s o superiores. La fibra G.655 está optimizada para tendidos del cable WDM y de larga distancia como los cables transoceánicos.

 

La G.656 es una fibra de dispersión media (MDF, por sus siglas en inglés) diseĖada para sistemas de acceso local y de larga distancia que utilizan sistemas CWDM y DWDM en la región de 1460 nm a 1625 nm.

 

La G.657 es una familia de fibras diseĖada para minimizar la sensibilidad de la fibra a la pérdida por curvatura o tensión. Las aplicaciones originalmente estaban diseĖadas para cables de conexión (patchcords) o cables de planta interna pasibles de sufrir más curvaturas y tensión, pero actualmente algunas variaciones de esta fibra, a veces con recubrimientos (buffer) más delgados, se utilizan para crear cables de alto conteo de fibra de diámetro pequeĖo para las aplicaciones OPS.

 

Cable

Los cables en planta externa (OSP) pueden instalarse bajo tierra mediante la colocación del cable en conductos subterráneos enterrados, mediante su entierro directo en zanjas o mediante la apertura de zanjas con excavadoras utilizando cables blindados, o bien pueden ser instalados en postes empleando cables aéreos especiales. Los cables incluso pueden colocarse bajo el agua cuando ello resulta más fácil que el tendido a través de un puente o de manera aérea atravesando un lago, arroyo o río.

 

Los tipos de cable que se utilizan para la instalación en planta externa varían según el tipo de instalación, el ambiente y también la cantidad de fibras requeridas. Los cables de estructura holgada se utilizan para la mayoría de las aplicaciones, excepto cuando se necesitan grandes cantidades de fibra en cables pequeĖos; en este caso, muchas veces se prefieren los cables tipo cinta (ribbon).

 

El o los tipos de cables necesarios dependerán de los trazados del cable. Algunos tendidos incluirán varios tipos de cable, según lo requiera el trazado. Como sucede con todo proyecto de cableado, el primer paso es determinar el trazado exacto de los cables y los lugares donde se colocarán todos los componentes físicos que brindan soporte al cable. Esto brinda la información necesaria para elegir un tipo de cable y también define la ubicación de los empalmes, las terminaciones y el equipo de transmisión. El trazado también determina la ubicación de los cierres de empalme y ayuda a establecer los tipos adecuados de los cierres, además de otros tipos de componentes como las bocas de acceso, los agujeros de inspección, las bóvedas y los pedestales.

 

Más sobre la instalación de en planta externa (OSP)

La gran variedad de instalaciones en planta externa dificulta describir en forma general lo que abarca un diseĖo OSP. Recomendamos la lectura de la Guía de obras civiles en planta externa (OSP) de la FOA (FOA OSP Civil Works Guide) a fin de obtener más información sobre instalaciones en planta externa. Puede descargarla de manera gratuita de la página web de la FOA.

 

Instalaciones en planta externa
Las instalaciones en planta externa de cables de fibra óptica pueden ser mucho más diversas que las instalaciones en planta interna. Las instalaciones OSP pueden incluir la instalación de cables aéreos, cables enterrados de manera directa, cables bajo tierra en conductos subterráneos o la instalación de conductos subterráneos o subductos corrugados para el posterior despliegue de cables, o bien la colocación de los cables bajo el agua. Un solo enlace puede incluir varios tipos de instalación, por ejemplo, cables aéreos en una sección, la colocación de conductos portacables a lo largo de puentes en otra y el entierro del resto del cable. 

Los cables pueden terminar dentro de los edificios o bien pueden terminar en la parte superior de los postes donde se ubican las cámaras de seguridad o los puntos de accesos inalámbricos. Los empalmes donde los cables están concatenados pueden colocarse en pedestales, ser enterrados bajo tierra o estar suspendidos en cierres de empalmes aéreos.

La diversidad de las instalaciones OSP hace que sea imprescindible que el contratista sepa detalladamente el trazado del cable que será instalado. Como el calculista que debe recorrer el trazado antes de comenzar el proceso de estimación, el contratista debe ver por sí mismo las situaciones reales a las que se puede enfrentar. La inspección le permite determinar qué problemas pueden aparecer, qué equipo especial se puede llegar a necesitar e incluso le permite controlar una vez más que todos los permisos necesarios estén en orden. El tendido de cables largos a través de conductos puede requerir el uso de lubricantes o una tracción intermedia, en cuyo caso los instaladores deben saber cómo disponer los cables en forma de "figura 8" a fin de evitar retorcimientos, un procedimiento que se describe más adelante en este capítulo.

Llame antes de excavar



La vieja historia sobre la falla más común en un sistema de comunicaciones de fibra óptica producida a causa de una "interrupción de servicios por una retroexcavadora" no es un simple chiste, de hecho, sucede frecuentemente. Nos recuerda que al realizar excavaciones de manera segura es de vital importancia. El riego que se corre no es solamente que se interrumpan las comunicaciones, sino también el riesgo potencialmente mortal que implica excavar donde hay cables de alto voltaje o tuberías de gas. Existen numerosos servicios que mantienen bases de datos con la ubicación de servicios subterráneos que deben ser contactados antes de proceder a una excavación, pero el mapeo de estos debe realizarse durante la etapa de diseĖo y verificarse nuevamente antes de excavar, para asegurarse de que cuenta con la información más reciente.
Al mismo tiempo, a medida que se procede a la instalación del cable, se pueden colocar seĖales como las que se muestran en la imagen para indicar su ubicación y su propiedad.


Tendido y colocación de cables en planta externa

Las instalaciones en planta externa se dividen en cuatro amplias categorías que se indican a continuación: subterráneas, por entierro directo, aéreas y submarinas (o bajo el agua). Cada una utiliza diferentes procedimientos, herramientas e incluso cables.

Cables subterráneos

 

 



Cavado de zanjas para enterrar conductos para cables de fibra óptica y desplegar los cables a través del conducto.

Los cables subterráneos son tendidos en un conducto que se entierra debajo de la tierra, generalmente a 3 o 4 pies (1-1,2 metros) de profundidad para reducir la posibilidad de que sean excavados accidentalmente. En condiciones climáticas de mucho frío, es posible que sea necesario enterrar los cables a mayor profundidad, donde las temperaturas son más frías y la escarcha penetra a mayores profundidades. El proceso generalmente comienza con la apertura de una fosa para enterrar el conducto, que generalmente es un tubo de plástico de 4 pulgadas, a veces con un subducto corrugado preinstalado (también denominado revestimiento de conducto) que está equipado con una cinta de tracción para facilitar el proceso de tendido del cable. También se puede utilizar la perforación direccional para evitar cavar en la superficie, por ejemplo, en cruces de calles o aceras. Si el conducto subterráneo y los cables son completamente dieléctricos, se puede colocar una cinta conductora de seĖalización aproximadamente un pie arriba del conducto para facilitar la posterior localización de los cables y a modo de advertencia para cualquiera que excave en las proximidades del cable. Para que la cinta conductora sea detectable, no debe estar enterrada a más de 300 mm (12 pulgadas) por debajo de la superficie.


Debido a la naturaleza disruptiva del conducto subterráneo enterrado, especialmente debajo de la calzada, muchos gobiernos, al otorgar permisos para el entierro de cables, exigen que los contratistas instalen conductos adicionales a lo largo del trazado del cable para evitar tener que excavar nuevamente en futuras instalaciones de cable. Dado que en muchas ciudades ya existen extensos conductos subterráneos enterrados para otros servicios, o probablemente se haya requerido el entierro de conductos adicionales durante instalaciones anteriores, es posible que existan conductos disponibles para el tendido de nuevos cables de fibra óptica.

Los subductos corrugados dentro del conducto subterráneo separan los cables y facilitan su despliegue. También es posible adquirir conductos con subconductos corrugados ya instalados, que además suelen incluir cintas de tracción. Si el subducto corrugado no viene equipado con una cinta de tracción, se puede insertar una cuerda dentro del conducto para colocar una cinta o cuerda de tracción más fuerte.

A menos que los subductos corrugados ya vengan instalados en un conducto subterráneo, solo se puede instalar un solo cable en el conducto, a menos que todos los cables se coloquen juntos. Desplazar un cable en un conducto que ya contiene varios cables puede ocasionar un enredo, aumentando así la tensión de tracción y causando un daĖo potencial a los cables. Se pueden tender muchos cables de una sola vez si el conteo total de cable de conformidad con los códigos locales y la tensión de tracción no excede las recomendaciones de los fabricantes.

Los subductos corrugados o revestimientos de conducto vienen en varios tipos, incluyendo tubos flexibles con interiores corrugados o lisos. Los tubos corrugados con revestimiento liso tienen una mayor tendencia a aplanarse, lo que limita el tamaĖo de los cables, mientras que los interiores corrugados pueden ser más frágiles. Existe un nuevo tipo de revestimiento de conducto parecido a una funda de tela que permanece plano hasta que se desplaza el cable a través de él, y ocupa menos espacio en el cable que el subducto corrugado rígido, lo que deja espacio para más cables.

La longitud del cable que puede desplazarse depende de muchos factores, entre los cuales se encuentra el tipo de cable, el conducto subterráneo o subducto corrugado, la temperatura y rectitud del trazado que afecta el coeficiente de rozamiento. Con excepción de los tendidos cortos, los cables deben lubricarse para reducir la fricción que aumenta la tensión de tracción. Los lubricantes deben ser de un tipo aprobado por el fabricante del cable, y no lubricantes para cables eléctricos o cables de telecomunicaciones de cobre. Además, deben ser aplicados por el fabricante del lubricante y/o del cable. Algunos fabricantes de lubricante ofrecen calculadoras en línea que asisten en la elección y la utilización de estos.

La mayoría de los cables solo pueden tenderse de manera segura sujetando un eslabón giratorio de enganche a los elementos de refuerzo del cable. Los eslabones giratorios con importantes para reducir las cargas de torsión sobre el cable. Para las cargas de mucha tensión, se utiliza un eslabón giratorio de separación para evitar que se produzcan daĖos si la tensión de tracción supera las especificaciones del cable. Algunos cables se clasifican por tener una chaqueta de la cual se tira, si se utiliza una malla de agarre metálica flexible, comúnmente conocida como "sujeción tipo Kellem". Estos agarres también están amarrados a los elementos de refuerzo del cable. Más adelante en este capítulo se proporcionan las instrucciones para el amarre de los eslabones de enganche.

La tensión generada al tirar de los cables es tan grande que es necesario utilizar un cabrestante eléctrico, probablemente en todos los tendidos, con excepción de los casos en que se tira de tramos cortos de cable. El cabrestante debe contar con un monitor que pueda detener el desplazamiento de los cables en caso de que se exceda la tensión predeterminada. Si la tensión es muy alta, debe determinarse la causa del exceso de fricción y proceder a su reparación.

Como en toda instalación de cables, es importante no doblar el cable de manera muy firme ya que puede ocasionar daĖo al cable o a sus fibras. Los lineamientos estándar para los cables indican un radio de curvatura mínimo de 20 veces el diámetro del cable bajo tensión y 10 veces el diámetro del cable luego de eliminar le tensión de tracción. Luego del tendido del cable, es posible que todavía haya tensión en algunos puntos, pero si el cable está correctamente lubricado y se tira de él con cuidado, dicha tensión será mínima.

Los cables pueden tirarse completamente de un extremo si el tramo es lo suficientemente corto y no hay lugares intermedios como bocas de acceso o bóvedas a través de los cuales se tira del cable y tampoco hay empalmes en dichos lugares. Existen dispositivos que facilitan el trabajo en el medio del tramo del cableado. Estos permiten extraer el cable de un conducto y colocarlo en otro en algunos lugares, o bien que el cable sea desplazado al lugar, colocado en el suelo a modo de una figura 8 para evitar el retorcimiento y luego desplazado a través de la siguiente sección. De manera alternativa, se puede desplegar el cable en una dirección desde un punto intermedio, y el cable restante permanece sin desenrollar en forma de figura 8, luego se voltea y desplaza hacia la otra dirección. Consulte la sección sobre el tendido del cable en forma de figura 8 que se desarrolla más adelante en este capítulo.

La instalación de cables a veces puede realizarse mediante el soplado de ciertos tipos de cables especiales a través de conductos denominados ductos, microconductos o subconductos que han sido instalados en conductos subterráneos más grandes o incluso en tubos para transportar agua, aguas residuales o gas. El aire comprimido de alta presión proporciona un efecto aerodinámico, haciendo que el cable flote en el flujo de aire y se desplace hacia adentro del conducto, lo que permite realizar instalaciones en longitudes de hasta 2 km (6.500 pies).

Se debe dejar un tramo de cable adicional de 30-60 pies (10-20 metros) para empalme en todos los extremos de cables donde sea necesario realizar un empalme o una terminación. La mayoría de los empalmes se realiza en un remolque o en una especie de carpa en tierra. Se necesita cable adicional para alcanzar el lugar del empalme y reservar una longitud extra destinada a pelar el cable para realizar el empalme. Antes de comenzar la instalación, se deben verificar las instrucciones del cierre de empalme relativas las longitudes de cable que se requieren para el empalme o para un acceso en el medio del tramo. Siempre deje reservado una parte extra de cable para poder cortar el eslabón de enganche del extremo del que se tira.

Como en toda instalación de cableado, el trabajo debe ser realizado de manera prolija y competente. Los cables deben ser sujetados prolijamente en los lugares adecuados, en bocas de acceso o bóvedas, empleando sujetacables; pero nunca se debe ajustar estos de manera muy apretada, dado que esto puede ocasionar problemas con el cable o las fibras. Los cables de servicio en forma de bucle también deben ser sujetados prolijamente en su lugar. En lugares intermedios, es extremadamente importante colocar etiquetas de identificación en los cables de fibra óptica para una fácil identificación y evitar los posibles daĖos futuros que se producirían al confundirlo con un cable que se debe cortar y quitar.

Los cables terminados dentro de las plantas internas deben instalarse de manera prolija. Se deben utilizar conductos portacables o bandejas para cables a fin de brindarles protección. La mayoría de los códigos de edificación, códigos contra incendios y códigos eléctricos limitan la longitud de los cables OSP que se pueden tender internamente, a menos que el cable esté dentro de un conducto. Por lo tanto, un diseĖo de cable apropiado implica el cumplimiento de los correspondientes códigos edilicios. Para ello, se puede incorporar un conducto para longitudes de cable más largas o instalar un punto de transición de empalme en la instalación de acceso del edificio.

Cables enterrados

 

 

Entierro de cables de manera directa


Si las condiciones geográficas lo permiten, ciertos tipos adecuados de cables de fibra óptica pueden enterrarse directamente en la tierra mediante la excavación del suelo, la técnica de perforación direccional o el cavado de una zanja y la colocación del cable en ella. En los casos en que el suelo sea blando y esté relativamente libre de rocas, y la tierra sea lisa, sin obstáculos para el desplazamiento de equipos pesados, el entierro directo de cables es el método más fácil de instalación, que permite la colocación de muchas millas/km de cable en un solo día. En áreas donde hay más construcciones, la apertura de zanjas para la colocación de cables puede resultar más fácil, ya que la excavación requiere maquinaria de gran tamaĖo y mucho espacio.


 

 

Perforación direccional


Los cables reforzados pueden enterrarse directamente, o bien se pueden emplear técnicas de entierro directo para la instalación de cables en conductos que brindan mayor protección. Se pueden obtener cables directamente incorporados en los conductos para su posterior entierro. Otra técnica consiste en enterrar los conductos y colocar los cables en ellos mediante la técnica de soplado, de la misma manera que se hace en las instalaciones subterráneas.

En la mayoría de las áreas, los cables principales se instalan a una profundidad de 3 o 4 metros (1 a 1,2 m), pero en áreas residenciales o urbanas, los cables se pueden enterrar solamente a 2 pies (0,6 m) de profundidad. Algunos cables pueden instalarse directamente en surcos arados en caminos (aunque estos surcos solo tienen una profundidad de pocas pulgadas, y se encuentran aún dentro de la calzada) para ser posteriormente rellenados con un sellador. Si el cable es completamente dieléctrico, se puede colocar una cinta conductora de seĖalización aproximadamente un pie arriba del conducto para facilitar la posterior localización de los cables y a modo de advertencia para cualquiera que excave en las proximidades del cable.

La colocación de cables mediante la excavación se puede realizar con grandes excavadoras estáticas o bien con pequeĖas excavadoras vibratorias, pero siempre deben ser excavadoras especiales para el tendido de cables de fibra óptica. Esto es así porque es posible que las excavadoras para cables de cobre no cumplan con los requerimientos de fibra óptica en cuanto al soporte para cables, radio de curvatura, tensión o vibración. Muchas veces, la excavación para la colocación de cables es precedida por una operación de "fractura" que implica un proceso de excavación preliminar para preparar el suelo y buscar obstáculos subterráneos.

En la excavación para la colocación de cables se requiere que el cable se vaya deslizando cuidadosamente en el canal de cable del equipo de excavación a fin de reducir la tensión. En muchos equipos de excavación se utiliza un alimentador de cabrestante para sincronizar el desplazamiento de los cables. La bobina del cable y el canal alimentador también deben estar aislados de la vibración.

La excavación para la colocación de cables es un proceso que exige cuidado y experiencia. No es necesario aclarar que el operador del equipo de excavación y los miembros de su equipo de trabajo deben saber lo que hacen y trabajar con extremo cuidado. El personal sin experiencia debe trabajar junto con personal experimentado a fin de aprender los procedimientos correctos.

La apertura o el cavado de zanjas consiste en cavar una zanja con una retroexcavadora o zanjadora, colocar el cable en ella y luego llenarla. Hay muchos tipos de zanjadoras disponibles, y no tienen que ser necesariamente equipos especiales para el tendido fibra óptica, como sí sucede con los equipos de excavación mencionados. El contratista debe ser cuidadoso en lo que respecta a los objetos punzantes o rocas en la zanja o el relleno, dado que pueden daĖar el cable. Si el suelo es rocoso, es recomendable enterrar el cable en arena antes de rellenar la zanja, a fin de brindar una mayor protección.

También se pueden enterrar los cables mediante perforación direccional, un método preferible en caso de cruce de calles o canales poco profundos, dado que no requiere le excavación de la superficie. El tamaĖo y la longitud de la perforación están relacionados, dado que el tamaĖo de las perforaciones más grandes no puede ser igual que su longitud, y ambos están determinados por el tipo de suelo con el cual se debe trabajar. La perforación direccional también requiere tener un conocimiento exacto de otros servicios que se encuentran bajo tierra para evitar daĖarlos durante el proceso de perforación.

Los cables enterrados pueden ser empalmados en cierres que están enterrados a lo largo del trazado del cable o bien colocados sobre tierra en un pedestal. En todos los extremos de cable donde se necesite hacer un empalme o una terminación, se debe dejar un largo de cable apropiado, generalmente una tramo adicional de 30-60 pies (10-20 metros) para realizar el empalme en un remolque o una carpa sobre tierra. Antes de comenzar la instalación, se deben verificar las instrucciones del cierre de empalme relativas a las longitudes de cable que se requieren para el empalme o para un acceso en el medio del tramo. Siempre deje reservado una parte extra de cable para poder cortar el eslabón de enganche del extremo del que se tira.

Como en toda instalación de cableado, el trabajo debe ser realizado de manera prolija y competente. Los cables deben ser sujetados prolijamente en los lugares adecuados, en bocas de acceso o bóvedas, empleando sujetacables; pero nunca se debe ajustar estos de manera muy apretada, dado que esto puede ocasionar problemas con el cable o las fibras. Los cables de servicio en forma de bucle también deben ser sujetados prolijamente en su lugar. En lugares intermedios, es extremadamente importante colocar etiquetas de identificación en los cables de fibra óptica y cierres para una fácil identificación y evitar los posibles daĖos futuros que se producirían al confundirlo con un cable que se debe cortar y quitar.

Los cables terminados dentro de las plantas internas deben instalarse de manera prolija. Se deben utilizar conductos portacables o bandejas para cables a fin de brindarles protección. La mayoría de los códigos de edificación, códigos contra incendios y códigos eléctricos limitan la longitud de los cables OSP que se pueden tender internamente, a menos que el cable tenga la clasificación de inflamabilidad adecuada como el cable para uso interior/exterior, o esté tendido en un conducto portacables. El diseĖo e instalación adecuada de cables siempre exige el cumplimiento de los códigos de edificación correspondientes.


Cables aéreos

 

Instalación de cables aéreos a una cámara CCTV en un poste de luz

 


Cable a tierra de fibra óptica (OPGW, por sus siglas en inglés) empalmado a un cable de fibra óptica subterráneo en una torre de alto voltaje

En algunas áreas, especialmente las rurales, todavía se siguen instalando cables aéreos. Los cables aéreos están sujetos a una tensión continua, así como a una tensión extra ocasionada por cambios de temperatura, viento y, en determinadas áreas, el peso del hielo. La mayoría de los cables de fibra óptica no tienen la fuerza suficiente para permitir una instalación aérea directa, pero existen métodos para instalarlos de manera aérea, y además se encuentran disponibles cables especiales diseĖados para dicha instalación.

La solución más simple es enlazar un cable OSP normal a un cable con mensajero, generalmente un cable trenzado de metal utilizado para soportar el cable, aunque en ocasiones se puede emplear otro cable si tiene la fuerza necesaria. En las instalaciones de CATV en una infraestructura ya existente muchas veces se enlazan los cables de fibra óptica a cables coaxiales que ya estaban allí. Incluso es posible enlazar los cables de fibra óptica a los cables de energía eléctrica. Se debe seleccionar un cable con mensajero que tenga la fuerza suficiente para sustentar el cable de fibra óptica en el tramo existente entre las estructuras de soporte. A la hora de instalar cables de fibra óptica con un mensajero se debe tener precaución de acomodar los distintos largos de cable en dicho mensajero, debido a, por ejemplo, el estiramiento de los cables ocasionado por el viento o a los cambios de temperatura. Dado que los cables de fibra óptica están diseĖados para no estirarse, ya que ello provocaría tensión en las fibras ópticas, es necesario permitir algo de distensión, generalmente en los soportes, para reducir la tensión en el cable de fibra óptica cuando cambian las longitudes del mensajero. El Código de Seguridad Eléctrica estadounidense y los Servicios Públicos Rurales (RUS, por sus siglas en inglés) establecen lineamientos relativos al diseĖo de estructuras de soporte. No obstante, siempre se debe consultar a los fabricantes sobre los métodos de soporte adecuados para los cables elegidos que formarán parte de instalación aérea.

La primera etapa de una instalación aérea enlazada es la instalación del cable con mensajero de soporte. El tamaĖo de estos cables depende de la longitud del tramo y de la carga de cable. Por lo general, el cable se coloca en el suelo a lo largo de la distancia del tramo, se sube a los postes con unas poleas, luego se le ajusta la tensión y se sujeta firmemente el mensajero con una abrazadera. La sujeción del cable de fibra óptica al mensajero debe realizarse de forma separada en cada tramo de la instalación del cable. El cable de fibra óptica puede colocarse en anillos de soporte temporarios y sujetarse, o bien, de manera alternativa, se puede desplegar en suelo debajo del mensajero y colocar una guía aérea en frente de la máquina tejedora de cable para posicionar el cable junto al mensajero y proceder al amarre. Algunos métodos también utilizan un camión que va suministrando el cable y tira de la máquina tejedora.

Los cables con mensajeros incorporados, denominados cables figura 8 (que no deben confundirse con el proceso de enrollar los cables en el piso, denominado despliegue en forma de figura 8), se pueden instalar directamente a medida que la estructura de soporte se incorpora al cable. El cable se sostiene sujetándolo con abrazaderas al elemento de refuerzo del cable de manera similar al proceso de instalación de un mensajero. También puede adquirir un conducto portacable aéreo, consistente en un conducto de fibra pequeĖo con un mensajero amarrado como un cable figura 8, y luego se puede introducir un cable de fibra óptica OSP en el conducto.

También existe una categoría de cables totalmente dieléctricos autosoportados (ADSS) diseĖados con más elementos de refuerzo y una chaqueta más gruesa a fin de contar con fuerza suficiente para soportar los rigores de la instalación aérea cuando se instalan con un hardware especial diseĖado para amarrar el cable en la chaqueta adecuadamente sin ocasionar daĖo al cable durante una carga de alta tensión prolongada. Dado que cada fabricante suele tener su propio hardware y sus propios procedimientos, se los debe consultar durante la etapa de diseĖo a fin de contar con un diseĖo de red de cables y procedimientos de colocación apropiados.

Los cables ADSS tienen dos tipos de montajes, extremos o amarres donde el cable es sostenido contra la tensión ocasionada por el cable instalado, y aros a través de los cuales se puede atravesar el cable y amarrar a un poste, pero que a la vez le permite moverse dentro del ensamble. Cuando se habla de "extremo" no significa la extremidad del cable de fibra óptica, sino un lugar donde el cable es sostenido firmemente bajo tensión. En un poste, se pueden utilizar dos extremos para cambiar la dirección de un cable, brindar holgadez contra la tensión, o permitir que los extremos sean llevados a tierra para realizar un empalme. La tensión puede lograrse con un montacargas de cadena utilizando un calibre para fijar la tensión. Los cables ADSS se tensionan a una caída de ~0,6%, y como resultado, no galopan pero sí vibran. Los amortiguadores de vibraciones de alrededor de un metro de longitud pueden envolverse alrededor del cable junto al poste.

Otro tipo de cable aéreo es el cable a tierra de fibra óptica (OPGW). El OPGW es un conductor de alto voltaje con un tubo herméticamente sellado en el centro que contiene fibras ópticas. Este cable es ampliamente utilizado en todo el mundo para proporcionar servicios de comunicaciones y energía. El cable OPGW se instala igual que el cable de alto voltaje, solo que los extremos son llevados hasta el suelo y luego empalmados o terminados. Posteriormente, son enrollados en la torre. Si se requiere un equipo de transmisión en dicho lugar, los cables de fibra óptica son trasladados desde los empalmes hasta una instalación local que aloja los equipos. La instalación del cable OPGW debe estar a cargo personal de instalación de servicios públicos con experiencia, salvo el proceso de empalme, que puede ser realizado por personal de instalación de fibra óptica.
Se debe dejar un largo de cable adicional de 30-60 pies (10-20 metros) para empalme en todas las instalaciones aéreas de cable donde sea necesario un empalme o una terminación. Es posible que se necesite todavía más cable en caso de realizar el empalme en el suelo de cables instalados en postes de altura.

Una planificación cuidadosa es de gran importancia en toda instalación de cableado aéreo. Trabajar a altas alturas es peligroso, y trabajar con postes implica trabajar cerca de cables de energía eléctrica. De ser posible, se debe proceder a desconectar los cables de energía eléctrica antes de instalar cualquier otro cable en los postes de servicios públicos. El personal que trabaja en estructuras con voltaje activo debe tener consigo un probador de alto voltaje y saber cómo funciona correctamente. Se debe tener especial cuidado al instalar el hardware de soporte metálico para los cables de fibra óptica, ya que, si bien los cables pueden no ser conductores, el hardware sí lo puede ser. El hardware de metal debe ser conectado al sistema de puesta a tierra o bien conectado a una varilla de tierra.

 

Se debe procurar instalar los cables de mayor longitud que se pueda a fin de reducir la cantidad de lugares de empalme. Se debe contar con un equipo adecuado y una cantidad suficiente de personal debidamente capacitado en el sitio de la obra y, de ser posible, trabajar con las autoridades locales que puedan ser responsables por la instalación en su propiedad.

Métodos alternativos de instalación
La instalación de cables a veces exige cierta creatividad. 

Microzanjado

Excavar calzadas para instalar cables es un método que ha sido utilizado en el pasado, pero que a veces conlleva quejas sobre la condición de la carretera una vez que ha finalizado la instalación de cable. La técnica de microzanjado consiste en hacer un canal en el pavimento y colocar cables y/o conductos especiales. El canal se rellena generalmente con el mismo material que se sacó al hacerlo, logrando una instalación simple y prolija. Además, el proceso es mucho más rápido que el cavado de zanjas.

 Microzanjado



Cables en las alcantarillas

 

 Robot a punto de instalar cables en alcantarillas


Este método fue desarrollado temprano en la historia de las fibras ópticas. Las alcantarillas y los desagües tienen espacio de aire en la parte superior de la tubería para facilitar el flujo. Los pequeĖos vehículos robot controlados de manera remota como el que se muestra ingresan en la tubería e instalan bandejas de cables especiales en la parte superior de las tuberías para que transporten en ellas los cables de fibra óptica. En tuberías grandes, los vehículos son de un tamaĖo suficiente como para que el técnico lo conduzca y pueda llevar a cabo las instalaciones. Como sucede con el microzanjado, este método reduce los problemas que implica la instalación de cables en áreas urbanas.

Cableado submarino/bajo el agua
En ocasiones es necesario instalar cables de fibra óptica debajo del agua. Las instalaciones más conocidas de este tipo probablemente sean los cables transoceánicos que proporcionan comunicaciones a través de Internet y telecomunicaciones mundialmente. La instalación de dichos cables es un proceso muy especializado que requiere diseĖos de cables especiales y barcos cableros también especiales para desplegar el cable en tendidos de miles de kilómetros y colocarlos en el fondo del océano a grandes profundidades. Si bien estas aplicaciones son interesantes, están fuera del alcance de este libro.


Otras instalaciones submarinas consisten en cruces de ríos o lagos donde es más efectivo en términos de costo tender el cable de fibra óptica bajo el agua que desviarlo alrededor del río o lago, colocarlo en un conducto amarrado a puentes u otras estructuras o bien tenderlo por vía aérea. Los cruces submarinos pueden requerir permisos especiales en virtud de la jurisdicción que ejercen distintos grupos medioambientales.

 Barco cablero tendiendo cables submarinos

Cuando los cables se tienden bajo el agua, siempre existe el riesgo de que el cable se atore o se enganche. En el caso de aguas relativamente poco profundas, el cable debe ser enterrado varios pies bajo el fondo del río o lago, de ser posible. Para aguas más profundas, se deben utilizar cables blindados especiales con una o más capas de blindaje de alambre para evitar que el cable sufra daĖos si se engancha o atora. Debido a las cajas de empalme especializadas que se necesitan para los cables submarinos, el tendido de un solo tramo a través de agua será mucho más fácil y menos costoso.
Sin embargo, la instalación submarina también tiene sus propios riesgos de seguridad. Se necesitan buceadores experimentados para asistir en la colocación del cable y en la identificación y solución de problemas.


Hardware y equipos

Es posible que las instalaciones OSP requieran la instalación de estructuras de soporte antes de que se pueda proceder al comienzo de la instalación del cable. Quizá sea necesario enterrar un nuevo conducto subterráneo o un subconducto corrugado, o bien se deberá verificar un conducto ya instalado, quitar cables viejos e instalar subconductos nuevos. Algunos cables enterrados pueden requerir la instalación de pedestales, bocas de acceso o bóvedas con ambiente controlado para equipos, así como conductos.

 

El contratista no solo debe considerar todo el hardware que debe instalarse, sino también programar la disponibilidad del equipo especializado que va a necesitarse: zanjadoras o excavadoras para la colocación de cables, retroexcavadoras, camiones con elevador, cabrestantes de cables, etc., y asegurarse de que el personal esté bien capacitado para su utilización.




Empalme de cables



Una vez que la infraestructura está instalada y los cables colocados, comienza el trabajo de empalme de la fibra óptica. En esta etapa, lo más importante es programar la disponibilidad del equipo adecuado de fibra óptica. Si el empalme del cable se realiza afuera, generalmente se utiliza un camión o remolque de empalme, a menos que dicho empalme se realice en un poste o en una cesta para operario, en cuyo caso será necesaria una carpa si las condiciones climáticas no son favorables.

Se debe preparar el cable para el proceso de empalme. Si bien esto implica procesos especiales según el tipo de cable que se instala, generalmente implica quitar la chaqueta del cable, exponer longitudes adecuadas de tubos "buffer" para conectar a bandejas de empalme, recortar los elementos de refuerzo para amarrar al cierre de empalme y limpiar todo el polvo o gel hidrófugo. Finalmente, se debe proceder a descubrir y limpiar las longitudes adecuadas de fibra para empalmar.

Se deben tomar las precauciones necesarias para asegurarse de que cada fibra se coloque con cuidado en el cierre del empalme a fin de prevenir daĖos, especialmente si más adelante es necesario ingresar nuevamente al cierre. Asimismo, se debe sellar el cierre cuidadosamente para evitar una degradación a largo plazo. Como siempre advertimos a los encargados de realizar los empalmes, una seĖalización meticulosa dentro de los cierres facilita mucho más la identificación de las fibras en caso de que sea necesario ingresar nuevamente para solucionar algún problema. Algunas empresas exigen no solo la seĖalización de las tuberías, de la bandeja y del empalme, sino además que se adjunten a la documentación fotos del cierre del empalme antes de proceder a sellarlo.

Cada empalme debe verificarse mediante una prueba con OTDR (reflectómetro óptico en el dominio de tiempo). Preferentemente, la prueba debe hacerse a medida que cada empalme se efectúa y se coloca en la bandeja de empalme, de manera que, para realizar este trabajo de manera eficiente, la persona que realiza el empalme deberá estar en el área de trabajo mientras que el técnico encargado de las pruebas debe ubicarse en el otro extremo del cable con un OTDR para verificar cada empalme. Las máquinas para empalmar proporcionan una estimación de la pérdida por empalme, pero es solo una estimación, y tener que volver y abrir un cierre de empalme para volver a empalmar es un proceso costoso.

Acceso en la mitad del tramo del cableado



A veces es necesario empalmar cables de alto conteo de fibra con cables más pequeĖos en un lugar diferente del extremo del cable más grande. En lugar de cortar el cable y empalmar todas las fibras, se puede utilizar una técnica que consiste en acceder en la mitad o el centro del tramo del cableado y así alcanzar únicamente a las fibras necesarias para realizar el empalme con el o los cable(s) más pequeĖos. Esta técnica es de aplicación común con la fibra que va hasta el hogar, donde quizá haya un cable con gran cantidad de fibras, pero del cual solamente se necesita una o pocas fibras en cualquier punto. Si no quiere cortar todos los tubos y fibras que requieren ser empalmados, el acceso en la mitad del tramo puede ser la solución. Existen nuevas herramientas en el mercado hoy en día que hacen esta tarea más simple.

 

Antes de hacer efectuar este acceso o entrada, se debe contar con las recomendaciones del fabricante del cable acerca de los procedimientos que se aplicarán y tener las herramientas adecuadas y todo otro hardware que sea necesario para la construcción del cable.

Para realizar la entrada, deben quitarse alrededor de 2 metros (80 pulgadas) de longitud de la vaina del cable, que incluye una chaqueta y un blindaje u otras capas protectoras del cable. Primero se hace un corte en la vaina en forma de anillo o circular al principio y fin de la sección que será removida. Luego, en un extremo, se comienza a pelar la vaina con una herramienta especial o cuchilla para poder acceder a los hilos de desgarre del cable. Los hilos de desgarre se cortan en el punto del corte circular y se utilizan para quitar todo el tramo de vaina hasta el corte en forma de anillo al otro extremo de la abertura. Cuando se utilizan ambos hilos de desgarre, la vaina se puede quitar en dos secciones.

Luego, se cortan y se quitan los elementos de refuerzo (fibras de aramida) y cintas adhesivas (y cintas absorbentes si el cable tiene un diseĖo seco para el bloqueo de agua). El elemento de refuerzo central y el rigidizador de cable deben cortarse, y se deben dejar extremos libres para poder amarrar a un cierre de empalme, según sea necesario.

Las entradas a los tubos "buffer" individuales para acceder a las fibras que se empalmarán deben realizarse con una herramienta adecuada para esta técnica que pueda cortar el tubo para acceder a las fibras sin daĖarlas. Dentro del tubo debe haber un hilo de desgarre que se utiliza para cortar y abrir el tubo a lo largo del tramo requerido. Luego, se debe separar el tubo abierto en ambos extremos.

Los tubos "buffer" restantes pueden colocarse en la sección de almacenamiento de un cierre de empalme mientras las fibras expuestas se empalman a otros cables y se almacenan en una bandeja de empalme. Como sucede con todo cierre de empalme, se debe tener cuidado de no daĖar las fibras o retorcer los tubos "buffer" durante el proceso y almacenar las fibras y los tubos adecuadamente a fin de poder ingresar nuevamente sin daĖar ninguna fibra, en caso de que sea necesario.


Terminación



Los cables deben terminarse dentro de las instalaciones donde se conectarán a los equipos de transmisión. Los cables OSP generalmente no cumplen con los requisitos de inflamabilidad establecidos por el código eléctrico estadounidense (NEC, por sus siglas en inglés), por lo tanto, el cable que ingresa en el edificio debe ser terminado o empalmado a cables interiores apenas ingresa, normalmente, dentro de los 50 pies (16 metros) a fin de cumplir con los códigos contra incendios. Algunos cables OSP tienen chaqueta doble, una externa para uso exterior y una interna apta para uso interior, de manera que la chaqueta externa puede quitarse dentro del edificio y luego tender el cable a la sala de equipos. No existe tal requisito para los cables terminados en pedestales o bóvedas.

Normalmente, los cables monomodo de planta externa (OSP) se terminan mediante el empalme de cables de fibra conectorizados (pigtails) con cada fibra. Luego los empalmes se colocan en una caja de empalmes. Las fibras multimodo se pueden manejar de la misma manera, o bien terminar directamente en las fibras. La mayoría de los cables OSP requieren la instalación de un kit para proteger la terminación de la fibra (breakout kit) que viste cada fibra óptica con un tubo lo suficientemente resistente como para una terminación directa.


Fibra hasta el hogar

Un aspecto importante de la fibra óptica es la fibra hasta el hogar (FTTH, por sus siglas en inglés). Todo el sistema de telefonía fija ha pasado a ser de fibra óptica, con excepción de la "última milla", es decir, la conexión del abonado. La demanda de conexión a Internet de alta velocidad en el hogar, donde ahora el gigabit es el estándar, exige el empleo de fibra óptica. Con la utilización de la red óptica pasiva (PON, por sus siglas en inglés), el costo para construir redes FTTH se ha vuelto tan accesible que otras tecnologías (como DSL e inalámbrica) ya no son competitivas.

Un sistema PON permite compartir los componentes costosos de FTTH. Un divisor (splitter) pasivo que toma una entrada y la divide para transmitir a muchos usuarios reduce el costo de los enlaces considerablemente al compartir, por ejemplo, un láser de alto costo con hasta 32, 64 o 128 casas, según la longitud de la fibra para conectarlos. Los divisores PON son bidireccionales, es decir, que las seĖales pueden enviarse en forma descendente desde la oficina central, transmitirse a todos los usuarios, y las seĖales de los usuarios pueden enviarse en forma ascendente y combinarse en una fibra para comunicarse con la oficina central.

Debido a todos los divisores y enlaces cortos, sumado a que algunos sistemas están diseĖados para video AM como los sistemas CATV, generalmente se utilizan conectores no reflectantes (como el conector con pulido angular SC-APC).

El divisor puede consistir en una sola unidad en un único lugar, como se muestra en la imagen arriba, o bien varios divisores en cascada, como se muestra más abajo. Los divisores (splitters) en cascada pueden utilizarse para reducir la cantidad de fibra óptica necesaria en una red al colocar divisores más cerca del usuario. El ratio de división de potencia es la división de cada acoplador multiplicadas entre sí, de manera que un divisor de 4 vías seguido de un divisor de 8 vías resultaría en una división de 32 vías. El proceso de cascada suele tener lugar cuando las casas a las que se les presta el servicio se acomodan en grupos más pequeĖos. Los divisores a veces se alojan en la oficina central y las fibras individuales van desde la oficina hasta cada abonado. Esto puede mejorar la calidad del servicio de la red dado que todo el hardware de red está ubicado en un solo lugar con solo un pequeĖo recargo en todo el costo total, ya sea para sistemas de áreas urbanas densamente pobladas como sistemas rurales de gran longitud.

 

Cada hogar debe conectarse a la oficina central local con fibra monomodo a través de un divisor óptico. Asimismo, en cada hogar debe haber un enlace de fibra óptica monomodo desplegado en un conducto subterráneo o bien sujetado a los cables de la compaĖía telefónica tendidos de forma aérea en la calle. Verizon ha sido pionero en instalar enlaces de fibra óptica prefabricados que requieren poco trabajo de empalme en campo.



En la imagen se muestra un sistema de distribución de fibra óptica que ha sido empalmado en cables conectados a la oficina central local. El cable de bajada preterminado que va al hogar simplemente se conecta al cierre que se encuentra en el poste en el círculo rojo, y es sujetado al cable telefónico aéreo que ya está conectado al hogar.



Si se trata de un cable subterráneo, se tenderá a través del conducto subterráneo desde la conexión al cable de distribución o al divisor hasta el hogar. En la imagen se muestra un sistema preterminado que tiene dos cables de bajada domiciliarios conectados al cable de distribución.

El divisor puede alojarse en una oficina central o en un pedestal en el vecindario, cercano a las casas a las cuales provee el servicio. Aquí se puede ver un pedestal típico con conexiones a la oficina central, los divisores y las fibras que van a cada hogar en un recinto sellado. La ventaja que presentan las PON es que este pedestal es pasivo, es decir, no requiere energía como un switch o nodo para la fibra hasta la acera.

 



Se deberá instalar fuera del hogar un dispositivo de interfaz de terminal de red óptica (ONT, por sus siglas en inglés) que contenga transmisores y receptores de fibra óptica. El cable entrante debe terminarse en la casa, luego probarse, conectarse a la interfaz y, por último, se debe realizar una comprobación del servicio.

 


Finalmente, para completar un sistema FTTH, el técnico de la instalación deberá verificar la operación de la terminal de red óptica (ONT) del sistema FTTH y luego conectar las computadoras y teléfonos del usuario, así como el servicio de televisión que haya solicitado.

 

 

Cableado en planta interna

A diferencia del cableado en planta externa (OSP), que varía en cuanto a su diseĖo e instalación, el cableado en planta interna por lo general tiene ciertas normas de cableado estructurados. El modelo estándar para el cableado en planta interna son los lineamientos de diseĖo de AT&T para el cableado de comunicaciones que fue desarrollado originalmente a partir de una encuesta del aĖo 1982 realizada a 79 negocios ubicados en Nueva York, California, Florida y Arkansas, que abarcaban más de 10.000 tendidos de cable. En ese momento, el cableado se utilizaba principalmente para conectar los teléfonos, los cuartos de distribución y PBX (centralitas telefónicas privadas o switches de teléfono local), pero sirvió para establecer una base en cuanto a los requisitos de longitud de cable para los clientes comerciales que se utilizó para crear la norma TIA-568 y normas internacionales equivalentes. La encuesta de AT&T determinó que el 99,9 % de todas las estaciones tenían menos de 300 pies (alrededor de 100 metros) desde el cuarto de distribución, por lo que esa medida se convirtió en el objetivo para el diseĖo de la norma TIA-568. Gran parte de la terminología de la industria telefónica fue utilizada y pasó al desarrollo de las normas de cableado estructural.

 

A veces se percibe al cableado de red de área local (LAN, por sus siglas en inglés) como un "campo de batalla" entre la fibra y el cobre, pero muchos usuarios ya han comenzado a asimilar la realidad del mercado. El usuario de la red que antes se sentaba frente a la pantalla de una computadora de escritorio con cables que conectaban su computadora con la red corporativa, más un teléfono conectado a otro cable, ya es una imagen del pasado.

 

Cuando estos sistemas de transmisión en planta interna se conectan al mundo exterior, normalmente, lo hacen a través de la fibra óptica monomodo. La instalación de acceso y la sala de equipos deben alojar el equipo necesario para realizar dichas conexiones.

La conexión de telecomunicaciones con el exterior ingresa al edificio a través de lo que se conoce como "acometida de servicio" y es terminada en la "sala de equipos" principal o "unidad de interconexión principal" que aloja el equipo de transmisión electrónico, que a su vez se conecta con el exterior. También puede haber otras salas de equipos que contienen aparatos electrónicos dentro de edificio conectados a través de lo que se conoce como "cable troncal" (backbone).

  

El "gabinete de telecomunicaciones", o como se lo conoce actualmente, la "sala de telecomunicaciones" (TR, por sus siglas en inglés), es la sala pequeĖa de equipos que se encuentra más cerca al usuario final, donde se ubica la terminación del cableado troncal y la conexión al "cableado horizontal", que corre hasta el usuario final. Dicha sala debe estar cerca del área donde se encuentran los usuarios finales, denominada oficialmente "área de trabajo", y en ocasiones también "escritorio". En estos lugares es donde se ubican todos los switches, concentradores (hubs) y cualquier otro equipo de red. Todo cableado se define por la necesidad de conectar todos estos lugares y el escritorio del usuario final, que se denomina "área de trabajo". Las instalaciones donde se tienden los cables se denominan "espacios y canalizaciones". La norma TIA/EIA 569 brinda lineamientos relativos a las salas o gabinetes de telecomunicaciones, salas de entrada y canalizaciones entre dichos espacios.

Todas las salas de equipos requieren energía acondicionada ininterrumpida, una conexión a tierra de equipos de datos separada de la puesta a tierra, aire acondicionado y un tamaĖo de superficie adecuado. Si el diseĖador del cableado no está familiarizado con este trabajo, o si no cuenta con los certificados correspondientes para realizarlo, se debe consultar a los diseĖadores e instaladores correspondientes para estos sistemas.

 

El cableado troncal puede estar compuesto por cables de par trenzado no blindados (UTP, por sus siglas en inglés) o fibras ópticas. Actualmente, en las redes de mayor envergadura, la fibra es la más utilizada debido a su capacidad de alcanzar largas distancias y mayor ancho de banda. La norma TIA 568 especifica dos fibras multimodo, la 62.5/125 (OM1), que era la fibra multimodo más común hasta que las velocidades de red superaron 1 Gb/s; y la 50/125 (OM2 - optimizada para láser), una fibra de mayor ancho de banda compatible con todo equipo de fibra óptica. Las fibras OM3 y ahora las OM4 50/125 son aptas para ser utilizadas con láser para redes de más Gb, y son las fibras de elección actualmente. Existe un nuevo tipo de fibra óptica denominada fibra multimodo de banda ancha que soporta MM WDM con fuentes VCSEL (láser de emisión superficial con cavidad vertical) en la región de 850-950 nm., La fibra monomodo también está especificada para enlaces troncales más rápidos o de mayor longitud, como en un campus, para redes de muy alta velocidad o donde la distancia supere incluso la capacidad de las fibras OM3/OM4. 

 

Sería conveniente que los futuros requisitos relativos al ancho de banda sean considerados en la etapa de diseĖo, de manera que el sistema no se torne obsoleto a la hora de actualizar los componentes electrónicos.

 

Las conexiones horizontales tradicionalmente se han compuesto de cables UTP de cobre, compatibles con el puerto de red proporcionado prácticamente en todo tipo de equipo de computación. Con la llegada de las comunicaciones inalámbricas de un ancho de banda adecuado y la inclusión de adaptadores inalámbricos en todas las computadoras portátiles y muchos otros dispositivos portables, el sistema inalámbrico se ha convertido en la opción de conexión elegida por los usuarios. 

En la actualidad, casi todas las redes corporativas incluyen redes inalámbricas, que, por supuesto, no son por sí inalámbricas, dado que los puntos de acceso están conectados a la red con cableado de cobre o fibra óptica. En el diseĖo de una instalación es necesaria la provisión de una cantidad suficiente de puntos de acceso, cableado a los puntos de acceso y una alimentación de energía adecuada, que debe ser acondicionada e ininterrumpida.

 

La fibra óptica también es una opción horizontal estipulada en la norma TIA 568, pero no suele ser utilizada debido a los altos costos de los componentes electrónicos. Las excepciones son las redes donde se esperan altas velocidades de transmisión de bits o actualizaciones futuras. No obstante, una red de fibra óptica centralizada debidamente diseĖada que conecta el escritorio directamente con la sala de computación sin ningún dispositivo electrónico que actúe como intermediario, es decir, que tenga solamente interconexiones pasivas, no requiere de una sala de telecomunicaciones y, además, elimina el costo que conlleva el mantenimiento de la energía acondicionada, la puesta a tierra de equipos de datos, el acondicionamiento de aire y el espacio de superficie de la sala de telecomunicaciones, lo que compensa el costo adicional que implican los elementos electrónicos de la fibra óptica. 

 

El gabinete de telecomunicaciones, o sala de telecomunicaciones (TR, por sus siglas en inglés), como actualmente se la denomina, aloja los concentradores (hub) para las computadoras en las áreas de trabajo. Estos concentradores (hubs) se interconectan en un cableado "troncal" (backbone), compuesto mayormente de fibra óptica, dado que suele transmitir seĖales de mayor velocidad a través de distancias más largas y brinda aislamiento contra los bucles de masa, otro problema que tiene el cableado de cobre en las redes LAN. La "unidad de interconexión principal" (MXC, por sus siglas en inglés) o sala de equipos incluye el hardware de red y telecomunicaciones. Como los requerimientos de ancho de banda para los teléfonos POTS tradicionales (servicios de teléfonos analógicos antiguos) son menores, sus tendidos pueden ser más largos, por lo que suelen estar conectados simplemente a cables troncales en la sala de telecomunicaciones por medio de una conexión tipo punchdown o y corren directamente a las PBX. Muchos usuarios ahora están utilizando teléfonos VoIP (voz sobre protocolo de Internet) que comparten cables de red con las redes LAN.

 

OLAN

Un tipo diferente de arquitectura LAN basada en el sistema FTTH está ganando popularidad en las redes LAN más grandes debido a su menor costo y menor consumo de energía. Se trata básicamente de una red PON (red óptica pasiva) que opera con fibras monomodo y que tiene una arquitectura similar al sistema FTTH en una vivienda multifamiliar.

El diseĖo de la red OLAN sigue el modelo PON FTTH con cierta flexibilidad en los lugares donde se ubican los divisores. Las redes PON utilizan fibra monomodo G.652 que se instala como cualquier otro cable de planta interna.

 

Criterios para el diseĖo del cableado 

Tipos de cables
Existen muchas opciones para el cableado de redes en planta interna, que se determinan principalmente por el rendimiento del cableado. Actualmente, se puede elegir cableado UTP de distintos grados, denominados categorías, normalmente, llamadas Cat 5 (Categoría 5), Cat 5e (Categoría 5 mejorada), Cat 6 y Car 6A (Categoría 6 aumentada). Las clasificaciones más altas corresponden a los cables con mayor ancho de banda y otras especificaciones de rendimiento.

 

De la misma manera, la fibra óptica se clasifica como OM1, OM2, OM3 y OM4. En este caso, también, las clasificaciones más altas corresponden a las fibras con mayor capacidad del ancho de banda.

.


Como es lógico, los cables de más alto rendimiento soportan sistemas con mayor velocidad de transmisión de bits, y en el caso de la fibra, distancias de enlace mayores (ya que el cobre se encuentra limitado tanto por las normas como por las leyes de la física), pero a un costo más elevado. Los usuarios suelen elegir el cableado con el mayor ancho de banda que puedan justificar, dado que brinda más "margen" para las redes ya existentes y tiene mayor probabilidad de soportar redes más rápidas en un futuro.


Existe una restricción general para el cableado estructurado respecto a las distancias permitidas para el tendido de cables. La tabla a continuación detalla las distancias de cables para los distintos tipos de cableados permitidos. Las restricciones respecto de los enlaces de fibra óptica en el cableado horizontal son arbitrarias, a fin de igualarlo con el cableado de cobre, pero las distancias pueden superarse debido a diversos usos de la red. Las longitudes de la fibra óptica en el cableado troncal pueden estar limitadas por el ancho de banda de la fibra cuando son utilizadas con redes de alta velocidad.


Distancias de cable

 

Tipo de cable

Distancia (metros)

Distancia (pies)

UTP de cobre (datos)

100

330

UTP de cobre (voz-POTS)

800

2625

UTP de cobre
(ADSL) 9/12,9/52,8 Mb/s

5000/1500/300

16404/4900/1000

Fibra multimodo (horizontal)

100

330

Fibra multimodo (centralizado)

300

1000

Fibra multimodo (troncal)

2000

6560

Fibra monomodo (troncal)

3000

9840


Para el cableado de cobre diseĖado para una red, se permite una longitud total de 100 metros, compuesto de 90 metros de cable instalado de manera permanente (el "enlace permanente") y hasta 10 metros de cables de conexión utilizados para interconectar el cableado o conectar el equipo activo de redes. Siempre que la longitud instalada no supere los 90 metros, se está dentro de los parámetros de las normas, y pasará las pruebas de certificación si la instalación se realiza de manera correcta.

La instalación de fibras tiene mucha más flexibilidad en el cableado en planta interna, ya que se permiten mayores longitudes y existen más opciones para su terminación. A la hora de diseĖar una red de fibra óptica, se debe planificar el recorrido de los cables, estimar las longitudes y realizar un análisis de las pérdidas incurridas en dicha sección, denominada pérdida óptica estimada, a fin de determinar si el enlace cumplirá con las normas y soportará los componentes electrónicos de red propuestos, así como al crear los criterios de aprobación/fallo para las pruebas.

Todos los cables en planta interna, de cobre o fibra, deben tener la calificación adecuada de inflamabilidad según los códigos eléctricos a fin de poder ser utilizados interiormente. Los cables de cobre reciben una clasificación distinta que los de fibra, que pueden ser no conductoras o conductoras si en el diseĖo del cable se incluyen elementos metálicos. Remítase a las secciones referentes a los tipos de cable para obtener más detalles sobre las clasificaciones de cables.

DiseĖo de espacios y canalizaciones

Las normas de la industria abordan con gran detalle el diseĖo de espacios y canalizaciones. Desde luego, para una correcta instalación es necesario contar con espacio suficiente y un diseĖo de sistemas de cableado apropiado. No obstante, el diseĖo de los espacios y canalizaciones no es responsabilidad exclusiva del diseĖador del cableado, el contratista o el instalador. Se trata de un esfuerzo cooperativo que incluye al propietario y/o arrendador de una propiedad, los arquitectos e ingenieros, el personal de tecnología informática y otro tipo de contratistas, como mecánicos, electricistas, plomeros, etc. Es importante que todas estas partes involucradas estén familiarizadas con las exigencias de las normas sobre el cableado y la industria para poder realizar una instalación exitosa.

Una instalación adecuada depende de un diseĖo también adecuado. El lugar donde se debe instalar el cableado debe ser diseĖado de conformidad con las normas de la industria, que incluyen todos los espacios y canalizaciones donde se instalarán el cableado y el equipamiento. También de importancia son los lugares donde los cables serán tendidos dentro del edificio. Los cables deben mantenerse secos y a temperaturas moderadas. Sobre el techo de algunos edificios puede hacer mucho calor en épocas de altas temperaturas, lo que ocasiona que los cables UTP sufran mayores atenuaciones y no soporten completamente distancias de enlace estándar.

 

Los soportes para cables deben ser lo suficientemente anchos para sostener los cables sin distorsión, deben estar lo suficientemente cerca entre sí para soportar el peso de los cables (el manojo de cables de cobre es muy pesado), y deben estar libres de bordes filosos que puedan cortar o daĖar los cables.

 

El rendimiento de la red de cableado también depende mucho de la instalación. Los componentes utilizados en la instalación del cableado estructurado fueron diseĖados cuidadosamente y sometidos a pruebas exhaustivas a fin de cumplir o incluso superar las exigencias de la norma EIA/TIA 568 para un rendimiento a 100-250 MHz. Un cableado que no es diseĖado e instalado correctamente llevará a un deterioro en su rendimiento.

 

Canalizaciones
Las canalizaciones horizontales son instalaciones para el tendido de cables de telecomunicaciones desde el gabinete de telecomunicaciones hasta el conector/la toma de telecomunicaciones del área de trabajo.


Las canalizaciones troncales están formadas por canalizaciones intra e interedificios que proporcionan los medios para colocar los cables troncales entre la sala o espacio de entrada, los gabinetes de telecomunicaciones, las salas de equipos o el espacio de terminal principal. Las canalizaciones troncales pueden ser verticales u horizontales, según el diseĖo del edificio. Las canalizaciones troncales interedificios se extienden entre un edificio y otro. Las canalizaciones troncales intraedificio se encuentran dentro de un solo edificio.
Las canalizaciones abarcan espacios debajo del suelo, pisos de acceso, conductos, bandejas y canales para cables, techos e instalaciones del perímetro. El tipo de canalización y de cable determinará la cantidad máxima de cables que pueden instalarse y viceversa. El diseĖo debe prever medios y métodos adecuados para brindar soporte a los cables desde la sala de equipos hasta el gabinete de telecomunicaciones (cableado troncal) y desde el gabinete de telecomunicaciones hasta las áreas de trabajo a las que se suministra el servicio (cableado horizontal). Los cables no deben colocarse directamente en los mosaicos o vigas del techo. Todas las canalizaciones deben instalarse y conectarse a una puesta a tierra de conformidad con los códigos de edificación, los códigos contra incendios y los códigos eléctricos.


Áreas de trabajo 
Se denomina área de trabajo al lugar donde se ubica el usuario. El área de trabajo puede ser una oficina o un espacio divido por muebles modulares de oficina. Al momento de planificar, se debe asignar una superficie de aproximadamente 10 m2 o 100 pies cuadrados para un usuario. Cada área de trabajo debe tener al menos una salida de cableado, con una toma de voz y una toma de datos. Esta salida debe estar colocada dentro de una distancia de 1 m (3 pies) de un tomacorriente.
Las áreas de trabajo pueden estar divididas en zonas que a su vez abarquen varias áreas de trabajo cubiertas por conjuntos de tomas de telecomunicaciones multiusuario (MUTOA, por sus siglas en inglés) montados en paredes o columnas del edificio (y no sobre el techo) que utilizan cables de bajada cortos para cada usuario.


Sala (Gabinete) de telecomunicaciones
La sala de telecomunicaciones que se encuentra en cada piso es el lugar donde está el punto de acceso común para las canalizaciones troncales y horizontales. El gabinete de telecomunicaciones está diseĖado para alojar el equipo de telecomunicaciones, las terminaciones de cable y los cableados de conexión cruzada relacionados. El gabinete de telecomunicaciones debe estar ubicado lo más cerca como sea posible al centro del área a la que se suministra el servicio. Las salas de telecomunicaciones no deben compartir espacio con otras instalaciones, incluyendo instalaciones eléctricas, con excepción de los servicios eléctricos necesarios para el funcionamiento del equipo ubicado dentro de la sala.


Debe haber una sala de telecomunicaciones por piso, o más en los casos en que las áreas cubiertas tengan más de 1000 m2 o 10.000 p2 o si la distancia hasta las áreas de trabajo supera los 90 m, que es la longitud máxima de cable instalado de manera permanente.


El espacio de la sala de telecomunicaciones debe ser lo suficientemente amplio para el área cubierta, es decir, el área a la que provee el servicio. En edificios nuevos, estos requerimientos deben revisarse y coordinarse junto con el arquitecto y los contratistas mecánicos. En estructuras ya existentes, es posible que sea necesario construir nuevos cuartos.


Superficie de la sala de telecomunicaciones

Área cubierta

(Superficie)

TamaĖo de la sala

(Dimensiones)

m2

p2

m

p

1000

10.000

3 X 3,4

10 X 11

800

8.000

3 X 2,8

10 X 9

500

5.000

3 X 2,2

10 X 7

 

Antiguamente, las salas de telecomunicaciones tenían dos paredes cubiertas por 20 mm (3/4 pulgadas) de madera contrachapada para soportar el equipo montado, con un gran despliegue de bloques de conexión tipo punchdown para los cables POTS. Con el uso extendido de los racks para paneles de conexiones, dicho acondicionamiento puede no ser necesario, pero es una cuestión que debe decidirse junto con el usuario.


Las salas de comunicaciones deben tener energía acondicionada e ininterrumpida, y deben contar con una conexión a tierra de equipos de datos mediante una barra de puesta a tierra separada para la conexión a tierra de todos los racks, conductos, componentes electrónicos, etc., asociados con el equipo de transmisión. La iluminación y todo otro equipo eléctrico deben alimentarse de la energía regular del edificio. Se debe proporcionar un acondicionamiento de aire adecuado para mantener la misma temperatura que la del entorno, o al menos la misma temperatura que hay dentro de los límites operativos del equipo. Algunos equipos instalados en planta externa, tales como las conexiones a las antenas de telefonía móvil, pueden requerir una protección especial contra rayos.


Sala de equipos 
La sala de equipos es un espacio centralizado destinado a alojar equipos de telecomunicaciones (por ej., PBX, equipos informáticos, servidores, switches, encaminadores, dispositivos de almacenamiento, conmutadores de video, etc.) que proveen servicios a los usuarios del lugar. Algunas o todas las funciones proporcionadas por el gabinete de telecomunicaciones o la instalación de acceso pueden ser suministradas, alternativamente, por una sala de equipos. La sala de equipos solo debe alojar equipos de telecomunicaciones y debe contar con una seguridad adecuada.
El tamaĖo de la sala debe contemplar las utilizaciones actuales y futuras. En la tabla a continuación se proporcionan pautas para la superficie de la sala de equipos. En ocasiones resulta necesario contemplar lugar para el acceso de equipos de gran tamaĖo.



Superficie de la sala de equipos

N. ° de áreas de trabajo

Área de la sala (m2)

Área de la sala (p2)

<100

14

150

101-400

37

400

401-800

74

800

801-1200

111

1200


Como sucede con las salas de telecomunicaciones, las salas de equipos deben contar con energía acondicionada, ininterrumpida y una puesta a tierra de los equipos de datos. La iluminación y todo otro equipo eléctrico deben alimentarse de la energía regular del edificio. Se debe proporcionar un acondicionamiento de aire adecuado para mantener la misma temperatura que la del entorno, o al menos la misma temperatura que hay dentro de los límites operativos del equipo. Las normas TIA/EIA 569 contienen lineamientos sobre la temperatura, humedad, niveles de iluminación, presión y otras consideraciones importantes para las salas de equipos e instalaciones de acceso.


Instalación de acceso 
La instalación de acceso consiste en una entrada de servicios de telecomunicaciones al edificio, que incluye una entrada a través de la pared del edificio y que continúa a la sala o espacio de entrada. En un campus, la instalación de acceso puede contener canalizaciones troncales que se enlazan con el espacio de terminal principal y con otros edificios del campus. Las entradas de antena también pueden ser parte de la instalación de acceso.


Se debe contactar a todos los operadores y proveedores de servicios de telecomunicaciones involucrados en la prestación del servicio al edificio a fin de establecer cuáles son sus requerimientos y también se deben explorar otras alternativas para la prestación del servicio. La ubicación de otros servicios públicos, como los servicios de energía eléctrica, agua, gas y alcantarillas, deben tenerse en cuenta a la hora de elegir el lugar donde estará la instalación de acceso de telecomunicaciones. También se deberá reservar espacio para la canalización de la entrada de servicio. Los métodos básicos para ello son canalizaciones bajo tierra, enterradas, aéreas y túneles.

 
La sala o espacio de entrada es la parte de la instalación de acceso que brinda espacio para la colocación y terminación de protectores en el cable de entrada, y puede contener dispositivos de conexión de red. Si en la sala de entrada se requieren dispositivos de conexión de red y equipo de telecomunicaciones, será necesario espacio adicional.

 
Otras consideraciones de diseĖo
Se deben tener en cuenta y tratar diversos aspectos en la construcción de un sistema de cableado, muchos de los cuales involucran a otras partes, por ejemplo, el usuario final, el personal de TI, arquitectos, ingenieros, electricistas y otros contratistas. Los espacios y canalizaciones de cableado deben mantenerse separados de los conductores eléctricos, de conformidad con los códigos eléctricos, se les debe brindar protección contra rayos y otros tipos de sobretensión, contra la interferencia electromagnética (EMI), y deben ser adecuadamente conectados a una puesta a tierra. Todas las aberturas deben sellarse con materiales contra fuego de conformidad con los códigos de edificación.

Remoción y reciclado de cables abandonados

A menos que el propietario o un organismo dispongan que los cables no utilizados se reserven para futuros usos, y sean seĖalizados en consecuencia, los cables de fibra óptica abandonados (es decir, cables que terminan en un conector y no en otro equipo, y que no están identificados para uso futuro con una etiqueta) deben eliminarse de la manera especificada por el código eléctrico estadounidense o por los códigos locales.


De acuerdo con lo que decida el propietario del lugar, se puede solicitar al contratista que elimine otros cables también (por ejemplo, los cables de comunicación de cobre o cables de electricidad). El proceso implicado en remover los cables lleva mucho más tiempo que la instalación, dado que se debe identificar cada cable y quitarse con cuidado a fin de evitar daĖos a otros cables. Ningún cable debe ser cortado para su remoción, a menos que haya sido debidamente identificado como aquel cable que debe quitarse. Todos los cables removidos deben someterse a un proceso adecuado de reciclado.

 

Todos los códigos contra incendios, códigos de edificación y códigos eléctricos exigen que el contratista restablezca la clasificación de resistencia al fuego original utilizando materiales de sellado contra fuego de distintos tipos que estén aprobados luego de penetrar una pared, techo o piso para colocar cables o quitar cables abandonados.


Documentación 

El valor de la documentación es extremadamente importante. La documentación debe formar parte del proceso de diseĖo, donde se debe crear la nomenclatura y la base de datos que serán empleados durante todo el proceso de instalación. La instalación debe realizarse de conformidad con la documentación creada en el proceso de diseĖo y cada cable, panel de conexiones u otro equipo debe tener una correcta seĖalización. La norma TIA 606 es la norma de Estados Unidos que rige la administración red de cables en planta interna, que incluye la seĖalización y documentación. Una documentación apropiada es el método más eficaz para llevar a cabo la instalación, comprobaciones, las actualizaciones, traslados/incorporaciones/cambios o reparaciones de manera adecuada.

 

Cambio de terminología en la norma TIA-568-C para los sistemas de cableado en planta interna
La terminología en la norma TIA-568-C.0, Cableado genérico de telecomunicaciones para instalaciones del cliente (Generic Telecommunications Cabling For Customer Premises), ha sido modificada por una nomenclatura más genérica (a saber, referente a telecomunicaciones no tradicionales). La TIA revisará los otros documentos T568/T569/T570 para ajustarlos a esta nueva nomenclatura. A continuación se presenta un diagrama con nomenclatura nueva y vieja en un sistema de cableado estructurado típico, empleando la imagen utilizada anteriormente.

 

 

 

 

Preguntas de repaso

 

1. El cableado en planta externa puede instalarse mediante ________.

         A. el tendido en conducto subterráneo

        B. el entierro directo

        C. la suspensión aérea

        D. todas las opciones

 

2. El cable subterráneo generalmente incluye un gel de protección contra _______.

         A. la fricción producida al tirar de los cables

        B. las descargas de rayos

        C. la humedad

        D. la abrasión de la fibra

 

3. El cable blindado se emplea en las instalaciones de planta externa para ________.

         A. prevenir el daĖo ocasionado por roedores

        B. protegerlo de daĖo ocasionados por rocas

        C. aumentar la tensión de tracción

        D. conducir las descargas de rayos

 

4. Indicar si la siguiente oración es verdadera o falsa: La mayoría de las instalaciones en planta externa se compone de fibra monomodo.

 

5. La concatenación o unión de dos cables en un tendido largo en planta externa casi siempre se realiza mediante______.

         A. un empalme mecánico

        B. un empalme por fusión

        C. la instalación de conectores en campo

        D. un empalme en conectores latiguillo (pigtail)

 

6. Los cables en planta interna contenidos en redes troncales LAN generalmente contienen _______.

         A. solamente fibra multimodo

        B. solamente fibra monomodo

        C. tanto fibra multimodo como fibra monomodo

        D. fibra óptica de plástico

 

7. Los cables en planta interna deben tener una clasificación apropiada con respecto a ________ a fin de cumplir con los códigos correspondientes.

         A. la resistencia a la tracción

        B. el radio de curvatura

        C. el peso en bandejas de cables

        D. la calidad de retardante de llama

 

8. El cable subterráneo hace referencia a un cable que _________.

A.    está enterrado en una zanja

B.    se coloca en conductos o subconductos subterráneos

C.   es blindado

D.   es a prueba de agua

 

9.El cable directamente enterrado hace referencia a un cable que _________.

A.    está enterrado en una zanja

B.    se coloca en conductos o subconductos subterráneos

C.   es blindado

D.   es a prueba de agua

 

10. El cable debe enterrarse a una profundidad ________ .

A.    requerida por códigos de edificación locales

B.    que sea suficiente para evitar que sea fácilmente excavado

C.   que esté determinada por otros cables con enrutamiento conflictivo

D.   cualquiera de las opciones mencionadas

 

11. El microzanjado se refiere a cables ________ .

A.    enterrados en canales construidos en calzadas

B.    colocados en pequeĖos subconductos dentro de conductos

C.   tendidos en subductos colocados dentro de concreto

D.   que conectan microcomputadoras

 

12. Los cables directamente enterrados normalmente tienen un blindaje para evitar daĖos por parte de roedores y ________.

A.    fortalecer el cable lo suficientemente para tirar de ellos

B.    endurecer el cable

C.   evitar el daĖo producido por material utilizado para rellenar la zanja

D.   permitir que se fabrique cable de menor diámetro

 

13. Los empalmes para los cables subterráneos pueden ________.

A.    enterrarse debajo de la tierra en cierres de empalme

B.    colocarse en bóvedas enterradas en el trazado del cable

C.   colocarse en pedestales sobre tierra

D.   cualquiera de las opciones mencionadas

 

14. Las causas más comunes de falla en cables subterráneos son ________.

A.    los rayos

B.    los roedores

C.   los terremotos, erupciones de volcanes y otros desastres naturales

D.   la interrupción de servicios por una retroexcavadora (excavaciones accidentales)

 

15. Al instalar cables enterrados directamente o cables subterráneos, lo primero que se debe hacer es ______.

A.    inspeccionar el sitio de trabajo

B.    alquilar el equipo pesado que va a necesitar

C.   decidir qué tipo de cable comprar

D.   Contactarse con "Llame antes de excavar" al número "811" o visitar la página www.call811.com

 

 

16. El aspecto más importante en el diseĖo del cable aéreo es asegurarse de que el cable sea capaz de soportar ___________ a largo plazo.

A.    la tensión en el cable

B.    el peso

C.   el viento

D.   la nieve y la lluvia

 

 

17. Las normas TIA 568 para el cableado en planta interna o estructurado, con inclusión de las arquitecturas de red y las longitudes de cable, surgieron de ____________.

A.    debates intensos en la industria

B.    nuevas investigaciones realizadas por miembros del comité de normas

C.   normas de IEEE de Ethernet

D.   los diseĖos AT&T para las PBX (switches y cableados de telefonía privada)

 

18. La norma TIA 568 limita los cables de par trenzado no blindados (UTP) a una longitud total de __________ metros, incluyendo un máximo de ______________ metros de cables de conexión flexible.

A.    100, 10

B.    90, 10

C.   100, los cables de conexión pueden ser del largo que sea necesario

D.   no hay límites respecto a las longitudes de cable

 

19. El conector utilizado para todos los cables UTP a veces es llamado RJ-45, pero técnicamente es un conector modular de 8 posiciones

Verdadero

Falso

 

20. Los cables UTP calificados según la categoría se especifican por su rendimiento para permitir __________.

A.    la elección de un cable adecuado para la velocidad de la red

B.    la cobertura de distancias mayores con cables de mayor rendimiento

C.   poder realizar más conexiones de enlace en cables de mayor rendimiento

D.   una instalación más fácil sin preocuparse sobre conectores que afecten el rendimiento

 

21. El cable de fibra óptica muchas veces es empleado en el cableado de planta interna para los cables troncales de red porque _________.

A.    permite mayores longitudes de tendido de cableado vertical

B.    es inmune a interferencias eléctricas

C.   tiene más ancho de banda que permite mayores velocidades y más actualizaciones

D.   todas las opciones

 

22 .No deben mezclarse el cable UTP y de fibra óptica en la misma bandeja de cables porque ________.

A.    el cable de cobre no es retardante de llama

B.    el cable de cobre es mucho más pesado y puede aplastar al cable de fibra óptica

C.   el cable de cobre puede interferir con seĖales del cable de fibra óptica

D.   se dificulta la identificación de cables al realizar la prueba.

 

 

 

 

 

 

La Asociación de fibra óptica (The Fiber Optic Association, Inc. [FOA])

1119 S. Mission Road #355, Fallbrook, CA 92028

Teléfono: 1-760-451-3655 Fax 1-781-207-2421

Email: info@foa.org      http://www.foa.org

 

Copyright 2016, The Fiber Optic Association, Inc.

 

CFOTČ es marca registrada de The Fiber Optic Association, Inc., Registro de Patentes y Marcas Registradas de Estados Unidos n.ľ 3.572.190.